Seguir por Email

lunes, 20 de febrero de 2017

Científicas

Hoy, 20 de febrero, no pensaba hacer entrada para el blog.
A pesar de ser un precioso lunes, sostenido de nubes y luz dulce, como invitando a recordar...
Pero, precisamente eso es lo que hice: 
tal día como hoy, en 1972, nos dejaba María Goeppert-Mayer.


Seguramente pocos medios recojan entre sus líneas a esta física teórica estadounidense, de origen alemán, aun cuando fue flamante ganadora del Premio Nobel de Física, en 1963. La segunda mujer galardonada con el mismo. La primera fue Marie Curie.

Gracias a la larga tradición académica de su familia paterna, María estuvo rodeada desde muy joven de grandes intelectuales y científicos. Con su esfuerzo, inteligencia y tesón, no desaprovechó sus oportunidades.

Avanzada a su tiempo (y al de ahora: las científicas siguen sin gozar del reconocimiento que merecen), desarrolló la mayor parte de su carrera de manera voluntaria. No lograría un puesto remunerado por su labor, a tiempo completo, hasta cumplir los 53 años.

Cuatro años más tarde de alcanzarlo, recibiría el nobel de física junto al alemán Johannes Hans Daniel Jensen, por sus descubrimientos sobre la estructura de las capas nuclear.

¿Sabes cómo encabezaron la noticia algunos periódicos?

"Una madre de la Jolla gana el premio Nobel"... 

¿Crees que lo anunciarían igual si hubiese sido un hombre?
¿Cuántas mujeres Nobel conoces?
¿Cuántas científicas?

Visibilizar es hacernos presentes

martes, 14 de febrero de 2017

Amor y Días

¿Cómo celebraréis hoy el Día de los enamorados (y enamoradas)? 


¿Reservasteis ya esa cena especial?
¿Abrazados, leeréis ese libro?
¿Tenéis ensayado el baile en el salón al dormirse l@s pequeñ@s?
¿Viajaréis por la suma de vuestros días?
¿Iréis a cualquier lugar? ¿o a alguna parte?

Os deseo que disfrutéis de sonrisas y amor, hoy y siempre...


La festividad de San Valentín, lleva celebrándose desde el año 494 d.C., cuando el papa Gelasio I instauró esta fecha católica con el objetivo de imponerla sobre la fiesta pagana de las Lupercales.

Las Lupercales eran una fiesta pagana celebrada en la Antigua Roma cada 15 de febrero, en honor a Lupercus, protector de los pastores y sus rebaños.

Los festejos iniciaban en la Lupercal, la gruta donde, según la leyenda, Rómulo y Rema habían sido amamantados por una loba, tras haber sido abandonados por su familia en un río. Gracias al animal, lograron salvarse y fundarían, años más tarde, la ciudad de Roma.

Desde esta supuesta cueva se iniciaban las Lupercales, de manos de un sacerdote que se encargaba de sacrificar un carnero a Fauno, el dios de la naturaleza. 

Con el mismo cuchillo, se impregnaba de sangre la cara a dos jóvenes, los "lupercos", que iniciaban un recorrido por la ciudad, a toda carrera, en el que iban dando latigazos a quienes quisiesen. Se consideraba que estos latigazos eran símbolo de buena fortuna y que contribuían a mejorar la fecundidad...  

Algunas voces sostienen que se trataba de un rito de iniciación sexual para jóvenes... 


¡Buena semana!
¡Amorosa celebración!



lunes, 30 de enero de 2017

Zurvan: tiempo y destino

¿Hacia dónde vamos? 

Todas las culturas han tratado de responder a esta pregunta. En la mitología persa, tiempo y destino se aúnan en el Dios Zurvan o "Tiempo". 



Cuenta la leyenda que, Dios de lo infinito y del espacio, fue el el último ser que existió en el vacío original. Se le suele representar como un ser alado y andrógino con cabeza de león que puede llevar en sus manos las llaves del tiempo.

Hermafrodita, tuvo que hacer sacrificios durante mil años para poder concebir dos hermanos gemelos. El mayor de ellos era Ahura Mazda, el Señor Sabio, personificación del Bien, creador del sol, las estrellas, la luz y la oscuridad, así como los seres vivos. A él, como primogénito, le prometió Zurvan concederle el poder de gobernar el mundo. 

Su hermano Ahriman, en oposición a él, representaba el Espíritu del Mal y de la destrucción. Con objeto de salir primero, intentó engañar a Zurvan, pero éste le descubrió. 

Se dice que, recriminándole su maldad, lloró... y lloró...

lunes, 23 de enero de 2017

Más pronto que tarde

La primavera aun no ha llegado más, si se abren los ojos, cualquier día es bueno para despertar... de cualquier mes, de cualquier año...

¿Qué es el Tiempo?


Como magnitud física podemos definirlo como una sucesión de estados por los que pasa la materia, pero...¿tiene principio? ¿y fin?

Estas son algunas de las preguntas que nos hemos hecho desde el origen de nuestra historia. Las primeras nociones de Tiempo fueron resultado de la observación de los acontecimientos repetitivos de la naturaleza: el cambio, la vida, la muerte y regeneración de los ciclos de las estaciones, del día y de la noche, los ritmos de las cosechas, de la caza... 

Así, todo lo que comienza, se desarrolla, muere y vuelve a renacer. La Historia se concebía entonces como una secuencia que se repetía. La medición del tiempo cíclico tenía un carácter sagrado y era reservada su interpretación a sacerdotes y sabios, que eran los responsables de delimitar el inicio y fin de las diferentes fases.

Si todo se repite, el pasado sirve para explicarnos parte de nuestro presente. Si el tiempo gira, entonces podemos extraer lecciones para proyectar decisiones futuras...

Nómadas, Egipcios, Babilonios, Hindúes, Persas, Mayas, Chinos, Griegos, Mapuches... todos tenían una concepción cíclica del Tiempo. Aún hoy presente en algunas de estas culturas.

Sin embargo, en occidente, predomina otra concepción. Reduciendo los intensos debates y reflexiones humanas existente sobre el Tiempo, podríamos señalar a la tradición judeo-cristiana como responsables de la expansión de la percepción lineal del Tiempo, delimitando éste por un punto de origen (la Creación) y un final (el Juicio final).

Desde esta perspectiva, prima la responsabilidad individual sobre la tradición....

¿Cómo concibes tu tiempo?
¿lineal o cíclico? 




martes, 10 de enero de 2017

Hasta pronto!

Terminamos navidad, iniciamos año y... ¡es tiempo de hibernar en este blog!

¡Azara volverá pronto! Las nuevas entradas guardarán palabras una temporada y no seguiré el ritmo de siempre, pero aun quedan muchas leyendas, tradiciones o cuentos por pronunciarse.

Voy a centrarme en finalizar el segundo y tercer libro de Azara. Después llegará el tiempo de dibujar, ilustrar la historia y maquetar. Quiero dedicarles horas y horas para que lleguen con el mismo cariño y cuidado con el que los he soñado. Entonces, al terminar, volveremos a este espacio. Mientras tanto, os iré contando mis avances en las redes sociales.

Quiero agradeceros expresamente, a todos y cada una, vuestra presencia. La acogida ha sido estupenda y puedo ver que me seguís de manera constante. En estos meses hemos soprespasado las 20.000 visitas al blog! Nunca imaginé tantas personas acompañándome. ¡Millones de gracias!



Os quiero avanzar que el objetivo de Azara es crear un personaje femenino relevante. Los sueños deben tener imágenes y, para avanzar en igualdad, creo que también es necesario tener metáforas o ilusiones en las que reflejarse desde niñas, desde niños. Ese es el afán de esta Reina Maga.

En el primer libro, la intención era incorporar a una mujer en los festejos navideños y dotarle de un papel en el conjunto de símbolos tradicionales. La estrella del árbol, la luz. Esa ha sido mi manera de buscar que estemos presentes.

En el segundo libro, Azara se centrará en visibilizar a las mujeres propietarias, a las que tienen y a las que no poseen derechos. Me muerdo la lengua para no avanzaros más...

En el tercer libro, hablaremos del amor...

Después, ya veremos...

Os deseo muy felices días y grandes lecturas!!
Hasta pronto!!






viernes, 6 de enero de 2017

Símbolos y Reyes Magos

Los símbolos representan ideas y ayudan a crear imágenes en nuestro pensamiento e instaurar convenciones que, con el paso del tiempo, son socialmente aceptadas. Desgraciadamente, el imaginario colectivo no es inclusivo y las mujeres nos hemos llevado siempre la peor parte.

No estar presente es una manera de ser invisibles. 


¿Conoces la simbología existente detrás de los Reyes Magos?

Si la semana pasada hablábamos del significado de los presentes, hoy continuamos con algunos aspectos de los cuales la tradición les ha hecho representantes...

En primer lugar, podríamos hablar de su procedencia de Oriente, en consonancia con el nacimiento del sol. De este modo, se simboliza a Jesús como el nuevo sol que alumbra una nueva era.

En esa nueva era, los tres reyes magos representan las tres edades del hombre: juventud, madurez y senectud.

Además, encarnan la representación de las tres razas y continentes conocidos en la época (Asia, África y Europa). 

Mechor es el anciano de raza blanca y encarna el conocimiento. Representa a Europa. 

Gaspar es el joven de cabello oscuro que simboliza a Asia. 

Baltasar, de raza negra, proviene de África.

La tradición la conforman las pautas de convivencia que una comunidad considera dignas de constituirse como una parte integral de sus usos y costumbres.

¿Incluimos a Azara?




martes, 3 de enero de 2017

¡Año nuevo!

¡Feliz 2017!


La cronología permite datar los momentos en los que ocurren determinados hechos o procesos. Desde antiguo buscamos medir el movimiento a través del tiempo de los objetos, de los seres, de nuestras vidas...

Los calendarios son cuentas sistematizadas del transcurso del tiempo, principalmente basados en los ciclos lunares o en los ciclos de la Tierra alrededor del Sol (ciclos solares).

Existen múltiples calendarios de uso generalizado en el mundo, como: el calendario gregoriano, budista, china, hebreo, hindú, japonés, musulmán, persa, maya, azteca, badí... Cada uno de ellos tiene su propia fecha de inicio. No en todas partes empieza el ciclo anual el 1 de enero. No en todos los lugares es el año 2017.

¿Repasamos algunos?

El Nouruz, celebración del Año Nuevo iraní, se lleva a cabo en el equinoccio de la primavera (21 de marzo, aproximadamente).

En China, el calendario utilizado tradicionalmente es lunar, por lo que el año nuevo inicia en la segunda luna nueva después del solsticio de invierno boreal, que se produce en torno al 21 de diciembre. No tiene una fecha fija y suele celebrarse entre el 21 de enero y el 18 de febrero. 

El Losar es el día festivo más importante de Tíbet, Nepal y Butan. Inicia entre los últimos días de enero y principios de febrero. Aunque las celebraciones principales abarcan tres días, la fiesta dura 15 días. 

Los musulmanes celebran el año nuevo el 1 de Muharram, fecha que no coincide con ninguna fecha específica del calendario gregoriano, ya que el calendario musulmán es lunar y su año dura 354 días (355, en los años bisiestos). El próximo año de inicio de Muharram que celebrarán será el 22 de septiembre de 2017.

En Etiopía, el Enkutatash, la celebración del Año Nuevo es el 11 de septiembre.

Los mapuches celebran el We Tripantu el 24 de junio.

El Año Nuevo Aimara se celebra cada 21 de junio, durante el solsticio que marca la llegada de invierno. 

El Año Nuevo Incaico (Bolivia, Ecuador, Perú, sur de Colombia, norte de Argentina y Chile), el Cápac Raymi, se celebra en diciembre, en honor al dios sol. 

El año Nuevo Maya (Guatemala, México), el Wayeb’, se celebra durante los cinco días previos al 21 de Febrero.

El Año Nuevo hindú se celebra dos días antes del festival de Diwali, a mediados de noviembre.

En Europa, algunas comunidades de la Iglesia ortodoxa mantienen el calendario juliano y festejan el Año Nuevo el 14 de enero.

Inicies cuando inicies tu ciclo anual: 
¡Felices días!
¡Feliz año!